Diario Primicia Diario Primicia

instagram

Las jubilaciones, pensiones y asignaciones aumentan desde junio un 12,12%

Según dio a conocer la Admistración Nacional de la Seguridad Social (Anses), con los nuevos incrementos el haber jubilatorio mínimo ascenderá a $23.064.

Nacionales 10 de mayo de 2021 Diario Primicia Diario Primicia
5eb922fd27528_1004x565

Las jubilaciones, pensiones y asignaciones tendrán un aumento del 12,12% a partir de junio próximo, por lo que el haber jubilatorio mínimo ascenderá a partir del segundo trimestre a $ 23.064, informó este lunes la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses).

El salario avanzó 5% en marzo, por lo que quedó por arriba de la variación de precios que ese mes fue de 4,8%, informó este lunes el Indec, mientras que la Remuneración Imponible Promedio del Trabajado Estable (Ripte) fue de 4,9% ese mes. El dato de las remuneraciones es uno de los criterios que tomó en cuenta el Gobierno nacional para definir qué porcentaje de suba de las jubilaciones tendría lugar a partir de junio.

La fórmula oficial ajusta trimestralmente las jubilaciones a través de una fórmula que promedia por un lado la variación en el período previo de Ripte o del Índice de Salarios que elabora el Indec (el que resulte un número mayor) y la de la recaudación previsional por beneficio a pagar, datos que surgen de la Anses.

La directora ejecutiva de Anses Fernanda Raverta aseguró al dar a conocer la cifra de reajuste de haberes que “esta fórmula comienza a dar sus frutos. El aumento de 12,12 por ciento permitirá que en el segundo trimestre del 2021 la totalidad de las prestaciones se vean incrementadas por encima de la inflación del período”, afirmó en referencia a la suba de precios esperada.

Según el organismo previsional, “tanto el aumento del primer trimestre del 8,07 por ciento como el actual del 12,12 por ciento se encuentran por encima de los aumentos que hubiese otorgado la reemplazada ley del gobierno anterior (7,18 por ciento y 10,33 por ciento, respectivamente)”, apuntaron.

Un estudio de Ieral planteó dos escenarios posibles para medir cuál será la evolución de las jubilaciones a lo largo de este año. En caso de que el PBI crezca 7%, la inflación ronde el 40%, los salarios aumenten 40%, la recaudación, 49% y el empleo, 3,5%, el poder adquisitivo de los haberes, deducido el efecto de la variación esperada del IPC, sería $1.515 inferior a lo que correspondería si el Gobierno no hubiera derogado la Ley 27.426, sancionada a fines de 2017.

Por otro lado, con un aumento del PBI de 5%, la inflación y salarios en 50%, y el empleo con una variacion de 2,5%, un jubilado que percibe la mínima cobrará hacia diciembre unos $458 más (a valores reales) que hoy, pero todavía $998 menos de lo que le hubiera tocado con la Ley 27.426.

Te puede interesar

Lo más visto

Boletín de noticias